NoticiasReportajes

Abinader arriba a seis meses de gobierno protagonizados por el Covid-19

Santo Domingo,RD.- Desde el 16 de agosto fecha en que llegó al poder el presidente de la República, Luis Abinader, inició con una larga agenda siendo prioridad el tema de la salud, empañado por la pandemia de la Covid-19.

Con un estilo único ha logrado en cada una de sus acciones ganarse la aprobación de un segmento de la población, mientras que en otros casos la gente no se siente complacida, mientras observan con expectativas  cada una de sus decisiones, sobre todo las acciones que ha estado tomando frente a la grave crisis sanitaria y económica que vive la República Dominicana a causa de la pandemia del coronavirus y en lo relativo al tema de la corrupción administrativa.

Sus inicios fueron en un momento poco favorable aun así al término del 2020 fue considerado como el segundo mandatario con mayor aprobación (con un 90 %) del continente americano de acuerdo con el ranking realizado por la empresa norteamericana Real Time Data Corp.

En el gusto de la gente popular “Luis (Abinader) ha sido subestimado por algunos, en tanto que su estilo único de gobierno ha impresionado a otros. Una seguidora que no quiso mencionar su nombre dice “ Abinader trabaja hasta 15 horas por día, y no ha bajado la  guardia desde que empezó”.  

Otras personas consultadas valoran el hecho de que aún en la pandemia se ha notado su trabajo; también aprueban el hecho de que haya sacado de su equipo de funcionarios a la exministra de la Juventud Kinsberly Taveras por una investigación de corrupción y de su declaración de bienes.

Otra de sus decisiones aplaudidas fue el nombramiento en el poder judicial de la magistrada Miriam Germán Brito y Yeni Berenice Reinoso.

Además, una de sus políticas continuó a favor de las mujeres designando en todas las gobernaciones del país a gobernadoras.

Asimismo ha tenido un acercamiento con la gente a través de visitas a las  diferentes provincias, siguiendo una política implementada por el gobierno anterior.

En la primera visita oficial fue a la provincia de Pedernales, Donde arribó  al cumplir sus primeros diez días como presidente, allí hizo promesas tras reunirse con la Sociedad Civil, iniciando con la eficientizarían los servicios hospitalarios, becas para estudiantes y el desarrollo turístico que tanto han prometido otros mandatarios.

Para su segunda visita el mandatario llegó hasta el puerto de Manzanillo en Montecristi, donde anunció un ambicioso proyecto regional  que busca ampliar las operaciones de la terminal marítima con lo que se lograría dinamizar la economía de la zona, a través del turismo y las exportaciones.

Luego el presidente llegó con su gabinete a la provincia de Santiago, dentro de sus primeras actividades recorrió  los hos­pitales José María Cabral y Báez, Rafael Estrella Ure­ña y el infantil Arturo Gru­llón con el objetivo de su­pervisar el estado de estos centros de salud.

En Samaná, el presidente aseguró que era el momento de la provincia, donde se trabajará por verdadero desarrollo, al tiempo que pidió a los empresarios del sector turismo y las autoridades presentar un plan integral que ayude a la creación de empleos y desarrollo de esa provincia.

Tras su recorrido por la región este, visitó San Pedro de Macorís, Miches y Punta Cana, estas dos últimas con el fin de promover el turismo del país y aunque no se trató de algo oficial.

Así de movido han sido los primeros seis meses del gobierno encabezado por Luis Abinader, quien llegó al poder con un gran pliego de demandas protagonizadas por una crisis sanitaria a causa de la pandemia de la Covid-19, la cual desestabilizó la economía.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba